Locales

Reclaman a la Gobernadora por los baños en la Escuela Nº 1

La problemática edilicia en nuestra ciudad data de varios años, en éste caso a raíz de varios  encuentros entre los referentes de la cooperadora escolar de la escuela primaria Nº 1 y el titular del Consejo Escolar, Cristian Cisneros, por  la culminación de la obra de refacción de los baños, no dio buenos frutos.

Ante los truncados encuentros, los integrantes de la cooperadora, entregaron al presidente del Concejo Deliberante una nota para que sea tratada con los bloques y pedir la intervención de los ediles para encontrar una respuesta a la problemática edilicia escolar, pero tampoco hubo respuesta.

Por eso, cansados de no hallar soluciones, los padres decidieron enviar una carta a la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, donde expresan lo siguiente:

Señora gobernadora de la Provincia de Buenos Aires: Lic. María Eugenia Vidal.

De nuestra mayor consideración:

Nos dirigimos a usted, como Asociación Cooperadora de la Escuela Primaria Nº1 “Manuel Belgrano” de Tandil,  para poner en su conocimiento lo que consideramos, con fundamentos, un uso irregular e ineficiente del dinero del Fondo de Financiamiento Educativo por parte del Municipio y del Concejo Escolar local, lo cual se asemeja a lo que ha denunciado usted en el partido de Moreno.

            En este marco, un grave problema aqueja a la escuela a causa de refacciones mal realizadas en los baños por un monto de 623.691,14 pesos a través de una licitación financiada por el Fondo Educativo. Esta obra, que fue dada por finalizada por la empresa contratista más de un año fuera de término, produce graves perjuicios al establecimiento que se queda sin agua a media mañana, los sistemas de descarga de los inodoros no funcionan, se producen filtraciones en los techos y paredes, se han desprendido mesadas y azulejos, y se arruina el patrimonio de un edificio que fue declarado histórico. Todo esto poniendo, obviamente, en riesgo la salud y la seguridad de nuestros hijos. 

            Cabe aclarar que la obra se licitó para que fuera realizada “a nuevo” cosa que, a pesar de los desembolsos de dinero, la empresa contratista no cumplió y los funcionarios a cargo de la supervisión, evidentemente, no supervisaron a pesar de los continuos señalamientos realizados por la Cooperadora de que la obra iba por mal camino.

A la vista del expediente de la licitación -al que nos costó una espera de meses para acceder a causa de dilaciones del Municipio y del Concejo Escolar- pudimos  constatar la desprolijidad y difícil lectura del mismo. Según entendemos de lo que leemos en  el mismo, es falso lo argumentado en la última reunión mantenida con el secretario de Gobierno Municipal Oscar Teruggi, Presidente de Concejo Escolar Cristian Cisneros, Maestro Mayor de Obras Roberto Garijo y otros funcionarios y veedores municipales, donde se sostuvo que sólo se pagó el 50 por ciento de la obra, sino que, por el contrario, se pagó casi el 100%.

Por otro lado, faltan certificaciones que ninguna autoridad sabe decir dónde están, al tiempo que hay cartas de la empresa asegurando que el trabajo fue terminado y un certificado (nº7) donde se expresa con claridad que la certificación acumulada asciende a la suma total licitada, o sea: 623.691,14 pesos. No hay sanciones a la empresa por parte del Estado ni se ha pedido ejecutar el seguro de caución que permitiría, al menos, recuperar parte de los fondos invertidos.

Sea como fuere, los desembolsos y los trabajos no se ven reflejados en la escuela dada la calamitosa situación de los baños y de la provisión de agua, lo cual es de público conocimiento ya que diversos medios de comunicación han relevado el tema con notas periodísticas acompañadas de imágenes.

Ante la falta de respuestas del Concejo Escolar y de las autoridades municipales que no hacen más que dilatar los tiempos de espera, es que recurrimos a usted para pedirle que tome cartas en el asunto para que los fondos que usted destina a obras se vean reflejados en las mismas y no se pierdan en inoperancia, desvío o mal uso.

Desde la Asociación Cooperadora realizamos continuos señalamientos de que la obra no cumplía los plazos, ni la calidad pautada en la licitación, a pesar de lo cual la empresa contratista y los veedores hicieron caso omiso llegando a la presente situación donde se dificulta la tarea educativa diaria y donde no se atisban acciones que apunten a resolver el problema.

La licitación -llamado a licitación privada N° 26-02-16 y adjudicada bajo el número de expediente 8.522/16 Municipalidad de Tandil Est. EPN° 1 Obra: Refacciones- se hizo efectiva entre el Municipio de Tandil, representado por el intendente Miguel Angel Lunghi, el presidente del Concejo Escolar local Cristian Cisneros y la empresa IDINET CONSULTING GROUP S.A presidida por Paola Segura. La supervisión estuvo a cargo del arquitecto José Antonio Alustiza, inspector jefe de la Región 20 de la Dirección Provincial de Infraestructura Escolar. A todos ellos la comunidad educativa de la escuela ya les ha exigido una solución que, por ahora, solo fue respondida con promesas, la entrega de una fotocopia incompleta y sin certificar del expediente (con números de folio alterados) y más dilaciones.

Todos los problemas fueron detallados en notas de reclamo que se presentaron al intendente Lunghi en Mayo de 2017 y al Concejo Deliberante Municipal en Junio de este año (nota que fue acompañada con más de 200 firmas de la comunidad educativa).

A pesar de esto, nos sorprendió enterarnos que la misma empresa contratista que no cumplió con los trabajos en la escuela fue adjudicataria de otra obra en el Hospital Municipal “Ramón Santamarina” por un monto de  $5.181.596,17  pesos. Es decir, que no sólo no se le han hecho multas por su incumplimiento en la escuela ni se le han aplicado sanciones por su mal desempeño, sino que, por el contrario, se ve premiada con nuevos trabajos. Esto nos llama poderosamente la atención.

Recientemente, la empresa ha sido desvinculada de la mencionada obra de común acuerdo con el Municipio, acordando descontar lo que sea necesario reparar de pagos no realizados. Sin embargo, este argumento no se condice con la lectura del expediente, e inferimos, por tanto, que realizará una nueva partida actualizada de dinero para afrontar los gastos de reparación, negándose el Municipio de manera obstinada a ejecutar los seguros correspondientes o a iniciar sanción legal alguna para no perjudicar a la empresa. Entendemos que no corresponde destinar dos veces recursos del Fondo de Financiamiento Educativo para resolver la misma situación, teniendo en cuenta la gran cantidad de escuelas que están necesitadas de recursos económicos para solventar mejoras y porque además, no sería de buena administración de los fondos del Estado.

            Solicitamos a usted que se realice una auditoría de la licitación aquí mencionada y que se arbitren los medios necesarios para concretar estas obras tan importantes para la escuela que vienen sufriendo una injusta dilación desde el año 2016.

            Esperando una urgente solución para que los niños cuenten con baños dignos y no se sigan malgastando los Fondos de Financiamiento Educativo, la saluda atentamente,

 

Asociación Cooperadora de la Escuela Primaria N1 “Manuel Belgrano”

Nota anterior

Vecinos del Desvío Aguirre denuncian que "tiran basura" en el lugar

Nota siguiente

La oficina municipal de información al consumidor recordó la obligación legal de exhibir los precios

The Author

plandenoticias

plandenoticias

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.